Revista
Tiempo Latinoamericano

   ES      EN      PO

Editorial (Abril de 1999)

DESAFIOS ANTE EL NUEVO MILENIO

Revista nº61 (Cliquee para ver/descargar)La obra de Orozco (1883—1949), el pintor mexicano que ilustra la portada de esta edición, expresa el desafío que se nos presenta en el nuevo milenio. El viejo orden, aparentemente construído en sólidas columnas,se desploma en ruinas, mientras el trabajador y el campesino le dirigen una última mirada en la marcha hacia la construcción de una nueva sociedad.

- Debe desplomarse la sociedad excluyente. sin trabajo que no garantiza la vida de todos.
- Deben desplomarse los vicios políticos que retraen la participación de la gente.
- Debe desplomarse la política como negocio de una casta dirigencial.
- Debe desplomarse una religión que fomenta la salvación individual, olvidando la vocación comunitaria.
- Debe desplomarse la deuda externa que agobia a nuestros pueblos latinoamericanos y les impide el desarrollo de sus economías.
- Deben desplomarse las marginaciones sociales que castigan a los chicos de la calle, a las mujeres. a los indígenas.
- Debe desplomarse la impunidad en las violaciones a los derechos humanos y avanzar en la investigación para que los violadores sean castigados por la ley. Ni los Pinochet, ni los Videla, ni los Menéndez, ni los Oviedo pueden seguir caminando por nuestras calles. si queremos una sociedad justa y fraterna.
- Debe desplomarse la corrupción, para que los recursos no vayan a las cuentas secretas en Suiza, sino a los planes de vivienda, a las escuelas. a los hospitales.
- Debe desplomarse la ganancia desmedida de las grandes corporaciones sin patria que se adueñan de nuestras empresas encareciendo los servicios públicos: la luz, el agua, los teléfonos, el correo, los bancos...
- Debe desplomarse la conducta individualista a la que nos lleva el modelo neoliberal, para restituir lazos de solidaridad.
- Deben desplomarse los autoritarismos, los paternalismos, los fundamentalismos, los dogmatismos, para que aflore la participación. el pluralismo, la diversidad, el consenso, la convergencia, el respeto al otro...

Antiguos desafíos nos convocan en el nuevo milenio.

El trabajador y el campesino, dejando atrás las ruinas de la vieja sociedad, nos invitan a caminar.

* Es una marcha comprometida y solidaria, de la que sólo quedan excluidos los egoístas y aprovechadores, porque sus pies han quedado anclados en los ídolos de barro y oro.
* Es una marcha de libertad y esperanza, porque los pobres no tienen alforjas que cargar pero si un horizonte dejusticia por ganar.
* Es una marcha por la vida. tantas veces matada y tantas veces resucitada !...
* Es la marcha pascual, eljubileo, la liberación, la alegría de avanzar cada día, paso a paso. esquivando las piedras y saltando las vallas que desunen y retrasan la meta.

Una nueva sociedad que incluya a todos, principalmente a los niños y a los ancianos, que devuelva la tierra a los indígenas,que garantice el pleno empleo, las leyes laborales y el salario justo a los trabajadores,que instale la participación igualitaria de las mujeres y el respeto a los derechos humanos.

Son desafíos que debemos asumir si realmente creemos que es posible construir el Reino de Dios, que es el reinado de la justicia, de la verdad y del amor.

Equipo Tiempo Latinoamericano